¿En qué consiste la enfermedad crónica millennial?

Existen algunos conceptos sobre los millennials como la generación vaga o insegura, además de ser etiquetados como emprendedores, creativos y autosuficientes, estas generalizaciones no son del todo ciertas o, si lo son, son mucho más complejas.

 

¿Qué es el presentismo laboral?

El presentismo laboral, para muchos de los miembros de la generación millennials, es más una obligación que una opción. Algunas estadísticas demuestran que la generación millennials tiene terror a ausentarse demasiado de su trabajo, incluso a la hora de comer.

Según algunos estudios realizados la generación de los millennials dice sentirse nerviosos cuando piden días libres a sus jefes, los sentimientos oscilan entre la culpabilidad, el miedo y la vergüenza.

Otro estudio devela que otra de las razones de dicha generación, es por el narcisismo, porque necesitan que sus jefes y compañeros sean conscientes de su compromiso y esfuerzo, según el mismo estudio develó que los pertenecientes a esta generación toman una media de tres días menos de vacaciones al año, precisamente por ese miedo al ausentismo.

¿Por qué crees que se está produciendo este fenómeno?

La generación de los millennials prefiere descansos más cortos repartidos a lo largo del año, dichos jóvenes profesionales aseguran no tomar días libres en el trabajo, ¿El motivo? Tienen muchas cosas pendientes o están atareados.

Las principales causas que afecta a la generación es el miedo a faltar al trabajo, más allá de las vacaciones los jóvenes millennials temen excederse en sus pausas para comer y sufran consecuencias.

Esto sucede más que hace unos años debido al miedo de los millennials a perder su trabajo, ¿Cómo darse cuenta de que se sufre de esto? cuando se trata de justificar las ausencias culpando a los demás, ya sea un familiar, pareja para que las responsabilidad no caiga sobre ellos sino sobre el familiar, de este modo el trabajador da a entender que no se va porque él lo quiere sino porque le obligan y de esta manera según ellos dar una mejor impresión ante los jefes.

Pero qué consecuencias trae esto para la generación, pues bien el hecho de no marcharse de vacaciones por miedo a perder su trabajo, provocaría altos niveles de estrés y ansiedad al no desconectar, lo cual conllevaría a un descenso del rendimiento en el trabajo, y esto terminaría teniendo consecuencias más graves para la persona, ya que surgirán el agotamiento físico y emocional que puede dar lugar a un estrés crónico o, incluso, depresión.

No todas las personas gestionamos igual las cargas de trabajo y la presión por eso es importante tener en cuenta todo esto y ver si se sufre de presentismo laboral y evitar sentirse culpable o con temor de perder el trabajo.

Darling Hernández – Canal 4 Viral

  • Recibe esta y otras noticias a través de nuestros grupos de WhatsApp; para suscribirte ingresa a este link http://bit.ly/2EpxLXq