Familiares de Bernardo Tercero realizan culto en acción de gracias por concederle una nueva oportunidad de vida

Familiares del nicaragüense Bernardo Abán Tercero, sentenciado a la pena de muerte por las autoridades de Texas, viajaron desde Posoltega, municipio de Chinandega hacia Managua, para estar presentes en el culto de acción de gracias que se realizó la mañana de este miércoles en el templo Ríos de Agua Viva.

Esta celebración religiosa es parte del agradecimiento a Dios por conceder -aseguran- el milagro de una nueva oportunidad de vida a Tercero, a quien le fue suspendida la ejecución programada para la noche de este 26 de agosto, en el penal de Huntsville, Texas.

La madre de Bernardo Tercero, la señora Lidia Tercero Huete, manifestó sentirse más aliviada al saber que hay una nueva oportunidad en el caso de Tercero.

“Es un milagro que yo no esperaba que le suspendieran la pena de muerte. Yo estaba desesperada, triste y ese es un milagro de Dios. Lo esperaba ese milagro, yo nunca desmayé, ayuné y esa era la esperanza que tenía”.

Lidia recordó que la noticia le llegó cuando ella oraba desconsolada.

“Cuando me llegó la noticia estábamos orando como a las 11:30 de la mañana y en eso me dijeron: ‘¡Madre, a Bernardo le suspendieron la pena!’ Y ahí no más me solté en llanto, no de tristeza sino de alegría porque el Señor había hecho el milagro en su vida”, añadió.

Franklin Moisés Tercero Rodríguez, hijo de Bernardo, externó que el presidente Daniel Ortega fue un instrumento de Dios para ayudar a salvar a su padre.

“Ese sentimiento que Dios le hizo sentir para que redactara esa carta no es más que el amor que Dios nos da, Dios nos utiliza como instrumento para ayudar de la mejor manera ante esta situación. La verdad es que él hace el deber y el poder a las personas y es aquí donde se demuestra cómo esas voces se han alzado para apoyar la situación que toda la familia entera está viviendo”.

“Nos sentimos muy agradecidos con Dios en primer lugar y con todas esas personas que han estado ayudando, alzando su voz y ayunando por nosotros”, concluyó.

Por su parte, el pastor Omar Duarte, manifestó que “Dios es el único que puede romper las murallas. Esto se miraba imposible, agradecemos a todo el pueblo de Nicaragua, al gobierno, los organismos, las iglesias. Hoy Nicaragua iba a estar de luto, por eso vemos que Dios es un Dios de lo imposible porque ha dado una nueva oportunidad de vida a Bernardo».

El líder religioso indicó que “Acá estamos celebrando una victoria grande del pueblo de Nicaragua porque esa sentencia para hoy iba a traer luto y dolor. Con ayuno, con oración, con la gestión desde el presidente (Daniel Ortega) el cardenal (Leopoldo) Brenes, los hermanos de los derechos humanos y desde todos los organismos que nos sumaos a esta lucha por eso podemos ver que hoy Dios nos está dando la victoria”.

Reiteró que “Estamos dando la gloria y la honra al señor y vamos a seguir ayunando para que Dios ayude al equipo jurídico para que puedan hacer un nuevo juicio, una nueva defensa y podamos tener noticas mejores en el nombre del Señor. El trabajo del gobierno ha sido importantísimo, desde el presidente que se sumó con una carta pidiendo clemencia por este hombre; el trabajo del cónsul allá y acá la comunidad, el trabajo de todos es una victoria de todos los nicaragüenses”, sostuvo.

{gallery}2015/Agosto/4/Cultoacciondegracias{/gallery}