Foto captura de pantalla / Joven con deseos de superación pago su universidad vendiendo agua y haciendo fletes con el carrito que le regalo su papá.

Joven paga sus estudios vendiendo agua y haciendo envíos en el mercado

Joven con deseos de superación pago su universidad vendiendo agua y haciendo fletes con el carrito que le regalo su papá.

A sus 25 años Sammy Maina originario de Kenia, es el único de su familia que ha logrado salir de su primaria y bachillerarse en Química.

Gracias a su esfuerzo Sammy ha logrado conseguir su primer empleo como profesional en una importante agencia de su país.

El joven recuerda que solía levantarse temprano y vender agua antes de iniciar las clases, luego regresaba a su casa para cambiarse y salir a sus clases.

También menciona que después de clases el acarreaba cosas para la gente del mercado o pelaba papas para los dueños de restaurantes.

Todo ese trabajo le permitió ahorrar para poder pagar sus estudios en la universidad y además comprar más carritos los que dio en alquiler y continuar generando ganancias.